ACUSA A MARRUECOS DE NEGLIGENCIAS EN EL RESCATE

ACUSA A MARRUECOS DE NEGLIGENCIAS EN EL RESCATE

Juan Bolívar: "Hubo un tirón de cuerda y la camilla con José se fue directa a la catarata"

Los compañeros de los espeleólogos fallecidos en Marruecos han calificado de "asesinato" la muerte del segundo montañero, José Antonio Martínez Jiménez, al que dos gendarmes marroquís dejaron durante horas bajo una catarata al tratar de rescatarlo en camilla. "Me dijo que no tenían fuerza para subir la camilla. No tenía explicación. Llegó la noche y José Antonio seguía en el agua. Escuchaba a José que se ahogaba", ha explicado Juan Bolivar, el único de los tres espeleólogos que sobrevivió.

Juan Bolívar Bueno, el único de los tres espeleólogos que sobrevivió en una grieta en el Atlas marroquí, ha acusado a los servicios de rescate marroquís de negligencias en el rescate de su compañero José Antonio Martínez Jiménez.

Acompañado por su padre y por miembros de Club de Espeleología Lliberis, Juan Bolívar ha detallado en rueda de prensa los seis días que transcurrieron desde que se despeñaron por un barranco dos de los tres miembros de su expedición hasta que fueron rescatados.

De este grupo formaban parte Gustavo Virués, José Antonio Martínez y él, y fueron estos dos los que se despeñaron por causas a las que no encuentra explicación. El primero en despeñarse fue Virués, que murió en el impacto, mientras José Antonio Martínez quedó colgado en las cuerdas a metros del suelo y con heridas.

"Cinco días después acudieron dos gendarmes con cuerdas a rescatarnos. Me dijeron que no tenían maquinaria y que todo sería a pulso. La camilla en la que pretendía rescatar a Martínez cayó al río con riesgo de que se ahogara. Al día siguiente, tras una noche en el agua falleció", ha explicado Bolívar, rompiendo a llorar y muy emocionado.

"Hubo un tirón de cuerda y la camilla con José se fue directa a la catarata junto al gendarme, que salió como pudo. Yo no sabía que hacer. Preguntaba qué pasaba. Me dijo que le había dejado con la cabeza fuera del agua, que no tenían fuerza para subir la camilla. No tenía explicación. Llegó la noche y José Antonio seguía en el agua. Escuchaba a José que se ahogaba hasta la mañana que llegó la gendarmeria y fue a ver cómo estaba mi amigo y llegó hasta la camilla. Dio dos o tres tirones a la camilla y tiró la camilla al río. Y fue cuando el genderm se dio cuenta, subió para arriba y se largó. Y me dejó solo de nuevo", ha narrado Bolívar.

"A las dos horas apareció Protección Civil de Marruecos y les ayude a sacar la camilla del agua. Ya había muerto. Después de cinco días me pege otras cuatro horas de caminata para llegar al campamento", ha asegurado Juan Bolívar.

Bolívar aseguró que sintió "impotencia y rabia" en el momento del intento de rescate de José Antonio.

"En cinco minutos que me separé me lo matan. Cinco minuto que te alejas y ya no vuelve. Es una sensación de impotencia. Nunca se ma va a olvidar", ha explicado Juan Bolívar.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.