UNA PERSECUCIÓN DE 40 MINUTOS

UNA PERSECUCIÓN DE 40 MINUTOS

Cuatro policías heridos tras perseguir a un conductor ebrio y sin carné en Madrid

La persecución ha comenzado cuando un vehículo patrulla ha observado cómo un joven efectuaba un giro prohibido en el distrito de Carabanchel. El conductor ha intentado sacar de la vía a los patrullas que le perseguían, que finalmente han conseguido detenerle tras embestir a un vehículo policial.

El estado de los vehículos tras el choque
El estado de los vehículos tras el choque | Twitter/Policía de Madrid

La Policía Municipal de Madrid ha detenido esta madrugada a un conductor que iba ebrio y carecía de carné tras una larga persecución policial de unos 40 minutos, que ha finalizado cuando el hombre ha embestido a un patrulla en la plaza de San Juan de la Cruz, dejando cuatro agentes.

Como han explicado fuentes de la Policía Municipal, la persecución se ha iniciado alrededor de las 3.30 horas de este jueves, cuando un vehículo patrulla ha observado cómo un joven efectuaba un giro prohibido en la calle General Ricardos, en el distrito de Carabanchel.

Tras hacer indicaciones al coche para que detuviera su marcha, el conductor ha hecho caso omiso a los agentes y ha emprendido la huida a gran velocidad. En la persecución, que ha llegado a discurrir por la autovía A-42 y la M-40, el conductor ha intentado sacar de la vía a los patrullas que le perseguían.

Una vez en la ciudad, cuando el vehículo circulaba por la Glorieta de Cibeles, se ha podido observar a través de las cámaras de video vigilancia del Centro Integrado de Seguridad y Emergencias como casi atropella a un peatón y ha continuado su huida en dirección norte por el Paseo de la Castellana.

En ese momento, de manera coordinada, los patrullas de los distritos circundantes al Paseo de la Castellana tenían preparado el cerramiento para finalizar la conducción temeraria que estaba efectuando el conductor, al que han logrado detener finalmente en la Plaza de San Juan de la Cruz tras embestir a un vehículo policial.

El conductor se enfrenta a varios delitos contra la seguridad vial, y, además de carecer de permiso de conducir, ha dado positivo en la prueba de alcoholemia. En concreto, el joven ha dado 0,59 mg/l en la tasa de alcohol.

En la persecución han colaborado patrullas de Policía Municipal de Madrid de varios distritos, la Unidad de Atestados de Tráfico, la Unidad Canina, así como varios patrullas del Cuerpo Nacional de Policía, resultando heridos de diversa consideración cuatro agentes de Policía Municipal de Madrid.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.