Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, recoger información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en  política de cookies.

Continuar
SU LUZ SE APAGA DESPUÉS DE 130 AÑOS

Las bombillas tradicionales dejan de fabricarse en toda Europa a partir del 1 de septiembre

La Unión Europea dejará de fabricar bombillas incandescentes a partir del 1 de septiembre. La razón es su inefectividad ya que tan sólo el 5% de su energía se transforma en luz, mientras que el 95% es desprendido en forma de calor.

Las bombillas tradicionales dejan de fabricarse en toda Europa a partir del 1 de septiembre ver el video

Lorena Diego | Dolores Melgar  |  Madrid  | Actualizado el 26/08/2012 a las 18:31 horas

Lo más recomendable es cambiar la bombilla tradicional por una de bajo consumo. Pero no es la única alternativa. Depende de la estancia que vaya a iluminar.

Si la queremos para la cocina, pondremos led, que, aunque su precio de venta es muy caro y ronda los 25 euros, es la que más ahorra ya que reduce el consumo en un 90%. También se amortiza, al estar la luz más tiempo encendida.

Para el salón es recomendable emplear bombillas de bajo consumo. Gasta un 80% menos, tiene diez veces más de vida útil que una de corte tradicional y su precio aproximado es de cinco euros.

El gerente de un establecimiento de lámparas, Chema Manzano, indica la importancia de utilizar distintos tipos de bombilla en función de la estancia que se quiera iluminar : "La de bajo consumo está muy bien en cuanto al ahorro. El problema que tenemos es que tarda un poco en coger intensidad, entonces para zonas de paso no es recomendable. Dependiendo de para qué cosa, hay que saber qué tipo de bombilla utilizar".

Si queremos luz real, para el baño, lo mejor es poner una bombilla Eco halógena, menos sensible al apagado y encendido continuo y que por tan sólo tres euros permite un ahorro del 20%.

Pero aunque las bombillas tradicionales dejen de fabricarse en toda Europa a partir del 1 de septiembre, podrán seguir comprándose.

"Lo que va a costar es encontrarlas. De momento, lógicamente, lo que los fabricantes tienen en los almacenes y lo que está fabricado va a tener muchos años. Mientras haya en los almacenes se van a seguir vendiendo", explica Manzano.

Lo que sí se 'apaga' es uno de los inventos más importantes de la humanidad, tal y como lo concibió Edison hace más de 130 años.

Compartir en:
PUBLICIDAD
Cerrar ventana
Cerrar ventana