EN UN ESTUDIO PUBLICADO EN LA REVISTA BMC PSYCHIATRY

EN UN ESTUDIO PUBLICADO EN LA REVISTA BMC PSYCHIATRY

España, Reino Unido y Suecia lideran el ránking de los países europeos en el consumo de opiáceos

Según un estudio realizado por el doctor Scott Novak y publicado en la revista 'BMC Psychiatry', el consumo de medicamentos que necesitan receta está experimentando un auge en cinco grandes países europeos. España, Dinamarca, Alemania, Suecia y Reuino Unido lo evidencian.

El consumo de sedantes, estimulantes y opioides aumenta en España
El consumo de sedantes, estimulantes y opioides aumenta en España | EFE

Un estudio realizado en España, Dinamarca, Alemania, Suecia y el Reino Unido, dirigido por el doctor Scott Novak y publicado en la revista 'BMC Psychiatry', ha evidenciado el elevado consumo de medicamentos que necesitan receta, como opioides, sedantes y estimulantes, en Europa.

En concreto, según el trabajo, en el que se han analizado a 2.032 jóvenes y 20.035 adultos, Alemania tenían los niveles más bajos de uso no médico de medicamentos recetados, mientras que el Reino Unido, España y Suecia tenían los niveles más altos.

Estos fármacos suelen ser administrados por amigos y familias (44% en el caso de los opiáceos y 62% en sedantes), y suelen ser más usados por mayores de 18 años, hombres, personas de raza blanca y desempleados.

Asimismo, los expertos han detectado que cuando se usa un calmante para el dolor se multiplicaban por ocho las probabilidades de tomar analgésicos recetados en otras ocasiones pero no para ese momento; por siete los estimulantes; y por diez el uso de sedantes.

"Hemos detectado una tasa alta de abuso de analgésicos con receta en la Unión Europea, incluso más elevada de la que ya se ha detectado en Estados Unidos, lo que sugiere que Europa podría estar acercándose a los americanos en el uso de algunas sustancias como, por ejemplo, analgésicos opioides", ha recalcado Novak.

Asimismo, el trabajo ha mostrado que alrededor del 52 por ciento de los que consumían estimulantes, el 32 por ciento de los que utilizaban opiáceos y el 28 por ciento de los que tomaban sedantes también consumían drogas ilegales, especialmente en el caso de los ciudadanos del Reino Unido.

Ahora bien, los expertos han avisado de que el diseño transversal de este estudio ha hecho imposible poder resolver la pregunta de si el uso no médico de medicamentos con receta sirve como puerta de entrada a otras sustancias o de si las personas que utilizan drogas ilícitas están en mayor riesgo de tomar por su cuenta fármacos recetados o para lograr la euforia.

Más noticias

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.