AUSTRALIA | LA PEQUEÑA LOGRÓ SOBREVIVIR

AUSTRALIA | LA PEQUEÑA LOGRÓ SOBREVIVIR

Un hombre rocía con gasolina a su hija de tres años y la quema por considerarla "demasiado guapa"

Un Policía escuchó los gritos de las niñas y pudo detener al agresor y salvar a las pequeñas. El juicio se está celebrando ahora.

El padre con una de las pequeñas en brazos
El padre con una de las pequeñas en brazos | youtube

Edward John Herbert está siendo juzgado acusado de rociar con gasolina a dos de sus hijas y de prender fuego a una de ella, de tres años, causándole graves heridas en todo su cuerpo, según recoge el diario The West Australian.

Los hechos ocurrieron en agosto de 2015 y ahora el Tribunal Supremo está juzgando los hechos y escuchando a los testigos, entre ellos el propio Herbert, quien el día del suceso había estado fumando cannabis y bebiendo alcohol.

La hija mayor, de siete años, padece autismo, y aunque su padre la roció con gasolina no llegó a prenderla fuego.

Fue un policía que estaba fuera de servicio quien escuchó los gritos de las niñas y pudo rescatarlas y salvarles la vida. El agresor, además, amenazó con un cuchillo a su pareja para que no se acercara a las niñas.

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.