RECHAZA LAS CUOTAS IMPUESTAS POR LA UE

RECHAZA LAS CUOTAS IMPUESTAS POR LA UE

Eslovaquia solo acogería 200 refugiados siempre que sean cristianos

Eslovaquia, han rechazado las cuotas obligatorias otros países como la República Checa, Hungría, Polonia, Letonia y Rumanía, que proponen cuotas voluntarias. Solicitaremos una cumbre. Esta cumbre debe decidir definitivamente sobre el siguiente paso. Voy a esa cumbre con el mandato de no aceptar en ningún caso las cuotas, aunque nos quedemos solos", dijo Robert Fico, primer ministro eslovaco.

Refugiados en la frontera de Hungría
Refugiados en la frontera de Hungría | EFE

El primer ministro eslovaco, Robert Fico, advirtió de que su país no se dejará intimidar con "amenazas" de otras naciones porque rechaza las cuotas obligatorias de refugiados propuestas por Bruselas para repartirlos en toda la Unión Europea (UE). "Si creen que nos van a intimidar con amenazas, se equivocan", dijo el líder eslovaco en rueda de prensa en la Oficina del Ejecutivo.

Fico reaccionó así al planteamiento de Alemania y de la Comisión Europea (CE) de recortar fondos comunitarios a los países que consideran "insolidarios" por no aceptar un reparto equitativo de los refugiados a los que acoger. El jefe del gobierno eslovaco, a cuyo país correspondería recibir a 2.287 solicitantes de asilo, recordó que nunca antes ningún miembro de la UE fue "castigado por su postura". En su opinión, la suspensión de los fondos europeos no es algo que permita la legislación comunitaria y, si es preciso, "Eslovaquia se defenderá".

Tanto el presidente checo, Milos Zeman, como el jefe del Gobierno, Bohuslav Sobotka, se mostraron hoy de nuevo contrarios a las cuotas obligatorias, aunque no con la vehemencia del líder eslovaco. Las autoridades checas también consideran que el recorte de los fondos a los países insolidarios es una propuesta que carece de base legal. El ministro alemán del Interior, Thomas de Maiziére, dijo hoy a la televisión pública germana ZDF que considera necesario comenzar a hablar de "medidas de presión" contra aquellos países que se niegan a un reparto equitativo de refugiados.

Criticó el hecho de que "no les pasa nada" a esas naciones por lo que calificó de un "comportamiento insolidario de una minoría", y se sumó a la propuesta del presidente de la CE, Jean-Claude Juncker, de responderles con un recorte de los medios que reciben de los fondos estructurales comunitarios. De Maiziére lamentó el fracaso del Consejo europeo de ministros de Interior celebrado ayer en Bruselas, a la hora de lograr consenso político para repartir 120.000 refugiados entre los 28 de una manera automática, con cuotas vinculantes calculadas en base datos de empleo, renta nacional y población.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.