EN REINO UNIDO

EN REINO UNIDO

Cameron anuncia penas de cárcel para funcionarios que pasen por alto abusos sexuales

Cameron lamentó que cientos de menores han sufrido abusos a una "escala industrial" mientras las personas y organizaciones que les rodeaban dejaban "pasar de largo" los casos. El "premier" conservador observó que los menores que han tratado de llamar la atención sobre abusos sexuales a menudo han sido "ignorados, incluso a veces culpados", y se ha "escondido el asunto bajo la alfombra".

David Cameron, primer ministro británico
David Cameron, primer ministro británico | EFE

Los trabajadores sociales, profesores y funcionarios que pasen por alto supuestos casos de abusos sexuales a menores afrontarán penas de hasta cinco años de prisión en el Reino Unido, según una propuesta divulgada por el primer ministro británico, David Cameron.

El Gobierno planea ampliar los supuestos del delito de negligencia intencionada para proteger a los menores en centros educativos y de asistencia social. Cameron hizo ese anuncio en una jornada en la que se conoció que más de 370 niñas pudieron ser víctimas de abusos en el condado inglés de Oxforshire en los últimos 16 años sin que las autoridades locales se tomaran en serio las denuncias que fueron presentadas.

Esa revelación se suma al caso que se destapó en agosto en la localidad de Rotherham, donde cerca de 1.400 menores pudieron sufrir abusos sexuales entre 1997 y 2013 ante la inacción de las autoridades.

El jefe del Gobierno británico se reunió en Downing Street, su despacho y residencia oficial londinense, con un grupo de víctimas, responsables policiales, expertos en protección de los derechos de la infancia y miembros del Ejecutivo para debatir sus propuestas.

Durante ese encuentro, Cameron lamentó que cientos de menores han sufrido abusos a una "escala industrial" mientras las personas y organizaciones que les rodeaban dejaban "pasar de largo" los casos. El "premier" conservador observó que los menores que han tratado de llamar la atención sobre abusos sexuales a menudo han sido "ignorados, incluso a veces culpados", y se ha "escondido el asunto bajo la alfombra".

"Esa cultura de la negación de la que han sido víctimas debe ser erradicada -dijo Cameron-. Hoy quiero enviar un mensaje inequívoco a los profesionales que son incapaces de proteger a los niños de que deberán asumir su responsabilidad".

"No se trata solo de aplicar nuevas medidas. Se trata de asegurarnos de que los profesionales encargados de proteger a nuestros niños, como el personal de los ayuntamientos, la policía y los trabajadores sociales, hacen los trabajos por los que les pagamos", afirmó el primer ministro británico.

Tanto Cameron como la ministra británica de Interior, Theresa May, argumentaron que los abusos a menores deben tener la prioridad de una "amenaza nacional" y ser abordados del mismo modo que el crimen organizado.

En ese sentido, May subrayó que es necesario que los diferentes cuerpos de policía del Reino Unido compartan la información de manera más eficiente para poder actuar contra esos casos. Informes como el que han sacado a la luz los casos de Rotherham y Oxfordshire demuestran que la explotación sexual de menores "ha venido ocurriendo en una escala gigantesca, mientras la autoridades locales quitaban hierro a las preocupaciones o bien planteaban respuestas inadecuadas", señaló la responsable de Interior.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.