SURUÇ | TURQUÍA

SURUÇ | TURQUÍA

Un atentado sucida en un centro cultural en Turquía deja 28 muertos

Al menos 28 personas han muerto en un atentado perpetrado contra un centro cultural en la localidad de Suruç, que hace frontera con Siria. Aparentemente, el terrorista ha sido identificado, y tan solo se ha revelado que era una mujer de 18 años y que podría tener lazos con el Estado Islámico.

"Estamos preocupados por la posibilidad de que el número de muertos aumente", ha afirmado Leyla Güven, diputada en el Ministerio de Turquía, que ha sentenciado que "los autores serán encontrados y serán llevados a juicio".

Según la cadena NTV, el ataque ha dejado un centenar de personas heridas. Por su parte, el diario 'Hurriyet' ha explicado que hay "especulaciones" que apuntan a que el ataque habría sido obra de una terrorista suicida de 18 años y perteneciente a Estado Islámico.

El atentado ha alcanzado a un grupo de unos 300 miembros de la Federación de Asociaciones de Juventudes Socialistas (SGDF) que estaban reunidos en el Centro Cultural Amara para preparar una expedición para ayudar a reconstruir Kobani, que enlaza con Turquía a través de Suruç.

El centro atacado está gestionado por el Ayuntamiento de Suruç, controlado por el Partido Democrático Popular, y suele acoger visitas de periodistas y de voluntarios que trabajan con refugiados procedentes de Kobani.

Kadir Ergün, un testigo del ataque, ha explicado a la cadena CNN Turk que lo que ha vivido "es difícil describirlo con palabras. Ahora mismo se necesitan urgentemente donaciones de sangre. El pueblo de Suruç está llamado a donar sangre", ha señalado en referencia a las labores de ayuda para salvar al centenar de heridos.

Por su parte, el diputado del gubernamental Partido de Justicia y Desarrollo (AKP), Muhsin Kizilkaya, ha afirmado que "ha sido Daesh (Estado Islámico en árabe). Y esto no se quedará en Suruç. Podríamos acabar como Siria muy pronto".

Kobani, situada en la frontera con Turquía, es la principal ciudad kurda del norte de Siria y en los últimos meses ha sido escenario de violentos combates entre el Estado Islámico y las Unidades de Protección Popular (YPG) kurdas, que finalmente han logrado expulsar a los yihadistas con la ayuda de los bombardeos de la coalición internacional.

La SGDF anunció que entre el 19 y el 24 de julio un grupo de voluntarios viajarían a Kobani para participar en la limpieza y reconstrucción de la ciudad. En concreto, habían proyectado la construcción de una biblioteca y la reconstrucción de un museo levantado por Rifat Horoz, uno de los milicianos de las YPG caídos en la batalla de Kobani.

Además, los voluntarios querían colaborar en hospitales y plantar un bosque en recuerdo a los caídos en combate, todo ello en el marco de la campaña "Defendimos juntos Kobani, construimos juntos Kobani".

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.