SEGÚN HA INFORMADO LA ONU

SEGÚN HA INFORMADO LA ONU

Unos 10.000 colombianos han regresado a Venezuela en menos de dos semanas

Desde la decisión de Nicolás Maduro de cerrar el punto más importante de la frontera entre Venezuela y Colombia, al menos 10.000 personados han retornado a Colombia. Además, otras 1.100 personas han sido deportadas en la frontera con la ciudad colombiana de Cúcuta, una situación que preocupa a la ONU ya que muchos de ellos han sido forzados a ello: "Esto constituiría una violación del derecho internacional de refugiados", alertan desde la organización.

Frontera de Colombia.
Frontera de Colombia. | agencias

Al menos 10.000 personas han retornado a Colombia desde que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ordenó hace doce días el cierre del punto más importante de la frontera común, según ha informado la ONU.

Así lo establecieron representantes del Sistema de las Naciones Unidas en Colombia que visitaron los albergues instalados por el Gobierno en Villa de Rosario y Cúcuta, la capital del departamento de Norte de Santander y fronteriza con Venezuela, según un comunicado de la ONU.

Durante el recorrido se "conoció, entre otras situaciones, que cerca de 10.000 personas han retornado desde Venezuela y otras 1.100 han sido deportadas en la frontera con Cúcuta, según las cifras oficiales recogidas por OCHA", oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios.

"Nos preocupa enormemente que hasta 1.500 personas están cruzando la frontera a diario, muchas de ellas en difíciles condiciones a través de trochas y del río", señaló el coordinador residente y humanitario de la ONU en Colombia, Fabrizio Hochschild.

Detalló que algunas de esas personas fueron obligadas a abandonarlo todo y "hoy padecen una situación de necesidad e incertidumbre frente a su futuro".

La ONU también señaló que pese a los esfuerzos nacionales se necesitan más albergues, agua y saneamiento y salud, y alertó de que "hay vacíos en protección".

El representante de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), Stephan Jaquemet, insistió, por su parte, en la necesidad de que estas personas reciban asistencia y protección.

"Recibimos denuncias sobre refugiados y solicitantes de asilo quienes pese a su estatus habrían sido obligados a regresar a Colombia. Estamos verificando estos casos, de ser constatado constituiría una violación del derecho internacional de refugiado", agregó el funcionario.

Desde el inicio de la emergencia, ACNUR, la OCHA y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) han estado atentos a la situación.

A este esfuerzo se sumó el Programa Mundial de Alimentos (PMA) con ayuda y Unicef en apoyo al Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), responsable de la protección de la niñez en el país.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.