CUMPLE 100 DÍAS COMO LÍDER DEL PSOE

CUMPLE 100 DÍAS COMO LÍDER DEL PSOE

Sánchez: "Pese a los errores, mi partido es el del cambio en España"

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha afirmado en el Foro de La Razón que sólo su partido "puede ofrecer un cambio seguro" a los españoles, frente a un PP "agotado", "sin proyecto" y con unos "cimientos que sufren la aluminosis de la corrupción", y a otras "fuerzas extremas" que van a un "futuro vacío".

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha defendido que su partido es el "cambio seguro" que necesita España porque el PP tiene un "proyecto agotado" y tiene sus cimientos comidos por "la aluminosis de la corrupción" y frente a otras "fuerzas extremas" que supondrían dejar al país "sobre el vacío". Así se ha pronunciado el líder de los socialistas durante un encuentro organizado por el periódico 'La Razón', ante la presencia de gran parte de su Ejecutiva, del expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero y la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, entre otros asistentes.

Sánchez ha insistido en que el cambio que necesita emprender España "sólo" lo puede "afrontar" su partido, pese a los "errores puntuales" que ha podido tener. "Fuimos, somos y volveremos a ser el gran partido del cambio, estoy seguro de ello", ha defendido el líder de los socialistas, que ha recordado que este mismo lunes se cumplen 100 días de su llegada a la Secretaría General.

En su intervención inicial, ha insistido en que España  merece "un buen futuro" y ha defendido que "no es tan difícil" alcanzarlo, porque sólo hace falta "voluntad y ambición política". Sánchez ha denunciado que el PP ha generado una "frustración generalizada en la política" y ha avisado que hay otros partidos que lo aprovechan para basar su proyecto en el "descrédito de los otros". Frente  a esos, ha insistido, los socialistas ofrecen "un cambio seguro que transforme España desde la izquierda con iniciativas audaces, rigurosas y sensatas".

"Si tengo ocasión de gobernar en minoría, lo haré"

Pedro Sánchez no ha descartado la posibilidad de gobernar en minoría con el apoyo de otros partidos de izquierdas como Podemos: "Si tengo ocasión de gobernar en minoría, lo haré", ha dicho. "Aspiro a gobernar siendo la lista mas votada, pero si tengo ocasión de gobernar en minoría lo haré, con acuerdos puntuales", ha aventurado, al ser preguntado si estaría dispuesto a ser el próximo presidente del Gobierno con el apoyo de Podemos. Lo que sí ha desechado es la posibilidad de formar una "gran coalición" de Gobierno con el PP, por considerar que sería "nocivo para nuestro sistema democrático".

Sobre Podemos también ha dicho, tras reconocer su "emergencia" y que es ya un partido que "tiene que ser tratado como todos los partidos", que tiene que "pasar de las musas al teatro" e "ir a las soluciones", porque es "importante que la ciudadanía vea que hay ideología detrás de las soluciones, que es donde se ve la huella del pensamiento de cada cual". Como ejemplo ha pedido que, dado que Podemos defiende un "control estricto sobre los medios de comunicación", se plantee ese debate para "saber qué opina cada cuál" y ver así las "virtudes y carencias de todos".

"En la reforma fiscal teníamos que haber sido más ambiciosos. Y no miro a nadie"

El secretario general del PSOE ha asegurado que si llega a La Moncloa emprenderá una reforma fiscal  "en profundidad" y ha reconocido, en presencia de José Luis Rodríguez Zapatero, que en la anterior etapa socialista se debió ir más lejos en este asunto: "Teníamos que haber sido más ambiciosos. Y no miro a nadie", ha dicho, provocando risas entre el auditorio.

Sánchez ha reconocido que su partido "lleva teorizando, desgraciadamente no practicando, pero sí teorizando mucho" sobre la reforma del sistema fiscal. "Yo me tiré mucho de los pelos, porque trabajé con algunos de los que están aquí en la época de la oposición para hacer una reforma fiscal en profundidad", ha reconocido Sánchez, que ha señalado que en la primera legislatura de Zapatero, su partido hizo "una minirreforma".

"Teníamos que haber sido más ambiciosos. Y no miro a nadie", ha añadido, entre alguna risa y provocando murmullos entre el público, que ha interpretado que se refería al expresidente, sentado en las primeras filas. Tras unos segundos de pausa, Sánchez ha explicado que lo que plantea no es ir "contra las empresas", sino una reforma fiscal que garantice suficiencia financiera, que sea estable y permita financiar el Estado del bienestar, que haga tributar a los grandes patrimonios y que luche contra el fraude.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.