AYUNTAMIENTO GOBERNADO POR EH BILDU

AYUNTAMIENTO GOBERNADO POR EH BILDU

Una orden judicial impide que familiares de presos de ETA lanzaran el chupinazo en Ibarra

Estaba previsto que el chupinazo de las fiestas de la localidad guipuzcoana de Ibarra lo dieran familiares y amigos de etarras pero en el último momento una orden judicial ha suspendido el acto. Lo había solicitado la Delegación del Gobierno al considerar que se trataba de  "una ofensa a las víctimas del terrorismo".

El Juzgado de lo contencioso-administrativo número 1 de San Sebastián ha suspendido cautelarmente la celebración del chupinazo de Ibarra (Guipúzcoa), que iba a ser lanzado por familiares y amigos de presos de ETA y que finalmente no se ha llevado a cabo. El delegado del Gobierno en el País Vasco, Carlos Urquijo, había solicitado por dos vías la prohibición de este acto, que da inicio a las fiestas de San Bartolomé de Ibarra, al entender que se trataba de una "ofensa flagrante a las víctimas del terrorismo".

En concreto, el programa de fiestas de Ibarra, aprobado por el Ayuntamiento, incluía el lanzamiento a las 12:00 horas de este viernes del txupinazo de las fiestas de San Bartolomé por parte de "familiares y amigos de las personas represaliadas de Ibarra". Tras conocer las denuncias de Urquijo, el Ayuntamiento de Ibarra se planteó por la noche suspender el acto, medida que ha ratificado tras recibir un auto de suspensión cautelar del juzgado donostiarra, que ha atendido así la solicitud cursada por la Abogacía del Estado.

Además de activar a través de la Abogacía del Estado un recurso contencioso-administrativo contra la aprobación del programa de fiestas por parte del Ayuntamiento, y solicitar la medida cautelar aceptada por el Juzgado, Urquijo remitió la información también a la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco. El fiscal jefe Juan Calparsoro ha explicado que este jueves requirió información al Ayuntamiento de Ibarra, que le transmitió su intención de no celebrar el acto ante las denuncias impulsadas por Urquijo, motivo por el que por esta vía no ha continuado el procedimiento.

Pese a que el Ayuntamiento ya había optado por no celebrar el acto, el Juzgado de lo Contencioso-administrativo número 1 de San Sebastián ha atendido la solicitud de la Abogacía del Estado y ha decidido suspender de manera cautelar el lanzamiento del txupinazo, al entender que la ejecución del acto recurrido "podía hacer perder su finalidad legítima al recurso" presentado.

Respecto al fondo del asunto, el juzgado recuerda la jurisprudencia del Tribunal Superior de Justicia sobre el "principio de neutralidad política" de las instituciones y argumenta que "la sola convocatoria de esos actos realizada por la instancia de gobierno municipal comporta una opción de adhesión o apoyo de una determinada causa que no puede ser tenida por general, ya que compromete la propia neutralidad política de la entidad local y por lo tanto su objetividad al servicio del interés de los vecinos".

El alcalde de Ibarra, Mikel Agirrezabala (EH Bildu), ha asegurado, en declaraciones a los periodistas, que el txupinazo se ha suspendido porque el juzgado ha "obligado" a hacerlo al Ayuntamiento "como medida cautelar". "Hemos decidido no hacer el txupinazo por lo que pueda pasar", ha indicado el primer edil, quien ha calificado de "injusta" y "desorbitada" la suspensión de este evento. Ha recordado que la decisión de que familiares y amigos de presos de ETA lancen el cohete con el que se inician las fiestas no la ha adoptado la actual corporación municipal, sino que se aprobó en 2008.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.