BAJO LA LLUVIA

BAJO LA LLUVIA

Miles de personas se manifiestan en Barcelona contra los recortes

Durante todo el recorrido los participantes han hecho sonar continuamente silbatos o tambores, mientras enarbolaban banderolas con el símbolo de unas tijeras tachadas por una raya roja y proferían gritos como "Recortes no", "No hay pan para tanto chorizo" o "Artur Mas, a qué mutua vas".

Miles de personas -150.000 según la organización y 20.000 según la Guardia Urbana- han asistido esta tarde en Barcelona a una manifestación convocada por la plataforma Prou Retallades!, que integra a unas 200 entidades y sindicatos, en contra de los recortes sociales y el desmantelamiento del estado de bienestar.

La manifestación, que ha partido a las 17:00 horas de la Ronda Universitat bajo la lluvia, ha transcurrido por la Ronda de Sant Pere y la Via Laietana, que ha llegado a llenarse por completo, y ha concluido sin incidentes en el parque de la Ciutadella, donde se ha leído un manifiesto en contra de los recortes.

Durante todo el recorrido los participantes han hecho sonar continuamente silbatos o tambores, mientras enarbolaban banderolas con el símbolo de unas tijeras tachadas por una raya roja y proferían gritos como "Recortes no", "No hay pan para tanto chorizo" o "Artur Mas, a qué mutua vas".

La protesta constaba de dos cabeceras, la primera de ellas con protagonismo del Forum Social Catalán y ausencia de siglas de partidos, sindicatos o entidades, que exhibía una pancarta en la que se leía: "Paremos los recortes. No a la dictadura financiera".

Arcadi Oliveres, en representación de este foro, ha señalado que "lo que pretendemos nosotros es presentar una panorámica alternativa bajo el lema que desde hace muchos años impulsamos, que es que 'otro mundo es posible'".

Eulalia Reguant, portavoz de este mismo foro, ha puntualizado que han preferido desfilar por separado "porque mucha gente no quiere ir junto a los representantes sindicales que han firmado el reciente acuerdo laboral con la CEOE ni con los partidos responsables de algunos recortes".

La segunda cabecera ha avanzado bajo la pancarta "Educación y Sanidad Pública y de Calidad", con la presencia de líderes sindicales y representantes de diversos colectivos y asociaciones relacionados con los servicios sociales, sanitarios y educativos que han sufrido los recortes.

El secretario de la UGT de Catalunya, Josep Maria Alvarez, ha señalado que "una vez más estamos en la calle para decir 'no' a los recortes, para pedir unas políticas presupuestarias diferentes, que no agredan ni a los ciudadanos ni a los trabajadores, porque estas políticas acaban con los servicios de salud, de educación y servicios sociales".

Joan Carles Gallego, secretario general de CCOO de Catalunya, ha indicado por su parte que los recortes que se están llevando a cabo son "inútiles e injustos, pero no son inevitables como nos quiere hacer creer el gobierno, pues hay otras posibilidades de salir de la crisis".

Tras los sindicatos, se han manifestado asimismo algunos de los partidos políticos en la oposición en Cataluña, como PSC, ERC e ICV. El portavoz del PSC, Jaume Collboni, ha señalado que "los socialistas hemos venido a secundar esta manifestación para reivindicar los servicios básicos como la educación y la salud".

En su opinión, "la derecha que nos gobierna en España y Cataluña está aprovechando las presiones de los mercados para desmantelar el estado del bienestar".

Por su parte, el líder de ICV, Joan Herrera, ha acusado al presidente de la Generalitat, Artur Mas, de ser "un alumno aventajado al dictado de los mercados, que recorta más que nadie y genera más paro que nadie".

Entre otras reivindicaciones, los convocantes de la movilización han exigido al gobierno catalán que reconozca el derecho a la protección de la salud en igualdad de condiciones para todos y que se garantice la calidad de la educación en la escuela pública.

En el manifiesto elaborado por la plataforma se exige también que se actúe de manera urgente "ante la indefensión de los ciudadanos en relación con sus hipotecas en caso de impago", y rechaza la pérdida de poder adquisitivo que afecta a la mayor parte de la ciudadanía y, en especial, a los que se encuentran en situaciones más vulnerables.

Las organizaciones sociales que suscriben el manifiesto afirman que la lucha contra la crisis económica puede realizarse aplicando un modelo alternativo que pasa por hacer aflorar el fraude fiscal y una fiscalidad "más justa y solidaria que haga pagar a quien más tiene".

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.