LA MADRE HABRÍA SIDO LA QUE DISPARÓ EL ARMA

LA MADRE HABRÍA SIDO LA QUE DISPARÓ EL ARMA

La juez dicta prisión sin fianza para las dos detenidas por el crimen de Isabel Carrasco

Fuentes penitenciarias han indicado que se les ha aplicado el protocolo para prevenir suicidios que obedece al riesgo que presentan, especialmente la hija. Las detenidas declararon por separado durante más de ocho horas y la primera en hacerlo fue la madre.

La juez ha decretado prisión sin fianza para las dos detenidas por el asesinato el pasado lunes de Isabel Carrasco, tras declarar durante toda la pasada noche.

Las detenidas han sido interrogadas por la titular del Juzgado de Instrucción número 4 de León con la participación del fiscal y el abogado de la defensa, después de que a primera hora de la tarde de este miércoles llegase el atestado de la Policía a las dependencias judiciales.

Ambas arrestadas fueron trasladadas sobre las cuatro de la madrugada a la prisión de Mansilla de las Mulas, muy próxima a la capital leonesa, de acuerdo con las mismas fuentes.

Al ser las actuaciones secretas -la juez ha establecido el secreto sumarial-, no estuvo presente la acusación particular, que ya se ha personado en la causa.

María Montserrat González Fernández confesó ante la Policía que cometió el crimen por "inquina personal" y que quiso vengarse por el trato que Carrasco había dado a su hija, que fue cesada de la institución provincial en 2011, según fuentes de la investigación.

Además, la Policía ha encontrado en la vivienda de la hija planos y documentos que, a la espera de un análisis más en profundidad, pueden confirmar que las arrestadas intentaron cometer el crimen en otras ocasiones. Pese a que en un principio las dos detenidas se negaron a declarar ante la Policía, finalmente la madre se derrumbó y confesó que había sido la autora del crimen, perpetrado con un revólver de la marca Taurus, del que se habían percutido 3 de sus 6 balas.

Además de estas dos detenidas, también está imputada, aunque en libertad, una policía municipal de León, cuya identidad corresponde a las iniciales R.G., de 41 años, adscrita al servicio de barrios, que entregó en comisaría el arma homicida y aseguró que la encontró en su coche, que había prestado a la más joven de las detenidas, con la que tiene una relación de amistad.

Está previsto que esta imputada preste declaración judicial en los próximos días.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.