ANTE EL JUEZ DURANTE CASI SEIS HORAS

ANTE EL JUEZ DURANTE CASI SEIS HORAS

Josep y Pere Pujol, en libertad sin medidas cautelares tras declarar por el blanqueo de la fortuna familiar

Los hermanos Josep y Pere Pujol Ferrusola mantienen la tesis esbozada por su padre, Jordi Pujol: que el dinero de Andorra provenía de la herencia. Ambos hijos del expresidente catalán fueron citados en la Audiencia Nacional acusados de colaborar en el blanqueo de la fortuna que acumulaba la familia en cuentas andorranas.

Josep y Pere Pujol Ferrusola, hijos del expresidente catalán Jordi Pujol, han quedado en libertad sin medidas cautelares tras declarar durante casi seis horas ante el juez de José de la Mata como imputados por un delito de blanqueo del dinero que la familia atesoraba en cuentas en Andorra, supuestamente procedente de comisiones ilegales. Según han informado fuentes jurídicas, los dos han contestado en castellano y "sin restricciones" a todas las preguntas que les han formulado el juez de la Audiencia Nacional y la teniente fiscal anticorrupción, Belén Suárez, quien no ha pedido para ellos ningún tipo de medida cautelar tras el interrogatorio.

El último en declarar ha sido Pere Pujol, quien ha permanecido una hora y media ante el juez, y que, a preguntas de los periodistas, ha calificado su declaración de "magnífica". Antes lo hacía Josep Pujol, que durante cuatro horas y media ha respondido a las preguntas del juez y la fiscal en el marco de la pieza secreta sobre la información que Andorra ha remitido al juzgado de De la Mata en la causa que investiga los negocios sospechosos de Jordi Pujol Ferrusola, hijo mayor del expresidente catalán.

Tras comparecer en la Audiencia Nacional, Josep Pujol, que ha declinado hacer declaraciones al medio centenar de periodistas que aguardaban a la salida, y su hermano Pere han abandonado la sede del tribunal en un taxi que les ha recogido en la calle Génova, este último acompañado de su abogado Cristobal Martell, que ha asistido a ambos en el interrogatorio.

Los dos hermanos han mantenido, al igual que hizo su padre el expresidente Jordi Pujol, que el dinero que acumulaban en cuentas de Andorra provenía de una herencia de su abuelo que luego dio beneficios a raíz de diferentes inversiones. Según han informado fuentes jurídicas, en algunos casos no han sabido explicar a qué se debían los ingresos. Así ha ocurrido con uno de varios millones de yenes que se hizo hace unos tres años a la cuenta en Andorra de Pere Pujol, quien ha negado que existiera y, una vez le ha enseñado el papel la fiscal, ha afirmado que no sabía nada de esa transferencia y ha alegado que todos los fondos se regularizaron luego con Hacienda.

Josep Pujol, por su parte, ha defendido también la tesis de la herencia que los hermanos recibieron presuntamente del padre del expresidente catalán y ha añadido que ese dinero lo gestionaron dos personas primero, y luego su hermano mayor, en productos bancarios, dividendos y contratos de préstamos, y que dio muchos beneficios.

El juez les había citado a partir de las 10:00 horas para prestar declaración como imputados en el marco de la pieza secreta sobre la información que Andorra ha remitido al juzgado de De la Mata en la causa en la que investiga a Jordi Pujol Ferrusola. Según fuentes de la investigación, el hijo mayor de los Pujol ingresó en sus cuentas de Andorra decenas de millones de euros, supuestamente procedentes de comisiones ilegales, que presuntamente luego repartía a partes iguales entre sus siete hermanos y sus padres, todos ellos imputados en diferentes causas abiertas en la Audiencia Nacional y Cataluña.

De lo investigado, se desprende que el primogénito de los Pujol desvío también parte de ese dinero a otras cuentas en paraísos fiscales como Panamá, Belice, Estados Unidos, Luxemburgo y Reino Unido. El pasado febrero, la juez de Andorra ordenó el bloqueo de todas las cuentas que Jordi Pujol Ferrusola y su exmujer, Mercé Gironés, también imputada en esta causa, tuvieran en las entidades Crédito Andorra, Bancsabadell de Andorra, Banca Privada de Andorra, Mora Banco, Mora Banco Grupo y Andbank.

De la Mata llamó a declarar por primera vez en esta causa a Josep y Pere Pujol Ferrusola el pasado 27 de octubre, el mismo día que ordenó desplegar la operación Hades, en la que participaron 200 agentes de la Policía Nacional y en la que se practicaron quince registros en Cataluña y Madrid, entre ellos los domicilios de los dos hermanos. También se registró el domicilio familiar del expresidente Pujol, aunque solo se entró en la habitación que esos días ocupaba el hijo mayor, convaleciente de una intervención quirúrgica.

En el auto de entrada y registro, el juez afirmaba que desde que en 2012 se le comenzó a investigar judicialmente, el hermano mayor "ha venido realizando un progresivo proceso de descapitalización de todos sus activos patrimoniales y financieros". La investigación a Jordi Pujol Ferrusola, la primera abierta a un miembro del clan familiar, se inició a raíz de la denuncia de su exnovia María Victoria Álvarez, en la que detallaba los viajes que hizo con él Andorra con mochilas llenas de billetes de 500 euros.

En la última ronda de comparecencias por esta causa, el pasado 23 de septiembre, De la Mata preguntó al empresario y exdirectivo del FC Barcelona Jaume Ferrer, imputado en esta causa y cuyo domicilio también ha sido registrado, por MT TAHAT, sociedad patrimonial de Josep Pujol Ferrusola, hermano de Jordi, y que administró Ferrer cuando Josep trabajaba en el área internacional de Europraxis. Explicó que MT TAHAT compró la participación de los empresarios Carles Sumarroca Claverol y Carles Sumarroca Coixet (también afectados por los registros) en la empresa General Lab, después de que el resto de accionistas no ejercitaron la opción preferente.

Con este interrogatorio, De la Mata trataba de averiguar si dos empresas de Ferrer -Trade Management Consulting y Cientific Management- intervinieron en "operaciones de refacturación" relacionadas con Pujol Ferrusola y si estas respondían a "operaciones económicas reales" o bien parte del dinero acababa en manos del hijo del expresidente catalán. La investigación a Jordi Pujol Ferrusola se inició a raíz de la denuncia de su exnovia y en ella se indaga el movimiento de divisas efectuado durante ocho años (2004-2012) en trece países, entre ellos Suiza, Islas Caimán y Liechtenstein, y que ronda los 32 millones de euros.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.