CUATRO AÑOS DE DILIGENCIAS

CUATRO AÑOS DE DILIGENCIAS

Así ha sido la instrucción del caso Nóos, un proceso de 1.436 días

Con la imputación de la infanta Cristina por blanqueo y fraude fiscal por el caso Nóos dictadas por el juez José Castro se cierra una instrucción que ha durado cuatro años, exactamente 1.436 días. El caso es la pieza separada número 25 del caso Palma Arena e investiga las supuestas actividades irregulares del instituto que da nombre a una causa que supera los 58.800 folios de sumario y los 62 tomos.

La fase de instrucción del caso Nóos, la investigación por el supuesto desvío de fondos públicos al instituto que presidió Iñaki Urdangarin entre 2003 y 2006, ha quedado cerrada después de 1.436 días de indagaciones, reflejadas en un sumario que supera los 58.500 folios y los 62 tomos.

El caso Nóos es la pieza separada número 25 del caso Palma Arena y fue abierta por el juez de Instrucción número 3 de Palma, José Castro, el 20 de julio de 2010 para investigar las supuestas actividades irregulares del instituto que le da nombre a la causa.

Ya en febrero de 2006, el PSOE balear cuestionó públicamente en el Parlament el pago de 1,2 millones de euros al Instituto Nóos por parte del Gobierno autónomo, que entonces presidía Jaume Matas, para organizar un encuentro internacional sobre turismo y deporte en Palma que había durado cuatro días. La oposición calificó entonces de "despilfarro" y "un caso de pésima administración de recursos públicos" aquel evento, el Illes Balears Fórum 2005, que se celebró entre el 22 y el 25 de noviembre. La posterior investigación del sobrecoste del velódromo Palma Arena y las contrataciones de la Dirección General de Deportes de la era Matas llevó a indagar sobre los convenios firmados con el Instituto Nóos.

En el verano de 2011 la instrucción se aceleró después de que el juez tomara declaración al exsocio de Urdangarin, Diego Torres, y de que la Fiscalía Anticorrupción ordenara varias diligencias, entre ellas el registro de la sede de Nóos en Barcelona. El juez Castro imputó al duque de Palma el 29 de diciembre de ese año por supuestos delitos de fraude a la Administración, prevaricación, falsedad documental y malversación de caudales públicos y lo citó a declarar. Las diligencias practicadas desde entonces llevaron más tarde a su imputación también por supuestos delitos fiscales.

El punto culminante de la instrucción se produjo el pasado 8 de febrero, cuando declaró la infanta Cristina imputada en presuntos delitos fiscales y de blanqueo de capitales. La investigación se ha extendido a las administraciones regionales de Baleares, Valencia y Madrid, y también a la Fundación Cultura, Deporte e Integración Social (Fcdis), considerada sucesora de Nóos. Casi cuatro años después del inicio del caso, el sumario supera los 58.500 folios: más de 29.800 del sumario propiamente dicho a los que hay que sumar varios copiosos anexos como el que incluye los correos electrónicos intervenidos en ocho registros, unos 8.700 folios más, y la documentación remitida por todas las instituciones públicas ligadas a Nóos, que son otros 6.700.

Durante la instrucción han declarado 32 imputados y alrededor de 320 testigos entre los que figuran la alcaldesa de Valencia, Rita Barberà; el exconseller valenciano y vicesecretario general del PP, Esteban González Pons, y el asesor jurídico de la Casa Real José Manuel Romero, conde de Fontao. La declaración mediante exhorto y por escrito que realizó el pasado 15 de abril el expresidente de la Comunitat Valenciana Francisco Camps ha sido una de las últimas en incorporarse al sumario. El último imputado ha sido otro político valenciano, el vicealcalde de Valencia, Alfonso Grau, que declaró ante Castro el 31 de mayo en relación a los contratos que instituciones con participación del Ayuntamiento firmaron con Nóos. Durante la investigación se han elaborado 12 atestados policiales; la Agencia Tributaria ha realizado 27 informes y la Intervención General de la Administración del Estado otros 6.

Urdangarin ha acudido a declarar a los juzgados de Palma en dos ocasiones, en febrero de 2012 y de nuevo un año después. Como resultado de las indagaciones, el juez impuso una fianza solidaria de casi 8,2 millones para los dos exsocios por las presuntas responsabilidades pecuniarias que pudieran derivarse hacia ellos en una eventual condena por esta causa, que posteriormente fue rebajada a 6,1 al aceptar parcialmente un recurso contra la misma.

Ante el impago de la caución, las propiedades de Urdangarin y Torres están sujetas a embargo desde noviembre del año pasado, entre ellas el llamado "palacete de Pedralbes", la residencia de los duques de Palma en dicho barrio de Barcelona. Además de los dos exsocios, los principales imputados en el caso son la mujer de Torres, Ana María Tejeiro, considerada responsable de recursos humanos de Nóos, y sus dos hermanos; Marco Antonio, responsable contable y financiero; y Miguel, secretario y gestor jurídico del instituto. Tras la incoación hoy de la apertura de procedimiento abreviado por parte del juez Castro, los escritos de acusación y los posibles recursos que presentarán los imputados, el siguiente hito para esta causa judicial será conocer la fecha en la que se celebrará el juicio.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.