CRISTIANO RONALDO, UNO MÁS

CRISTIANO RONALDO, UNO MÁS

Messi, Mascherano, Di María... la larga lista de jugadores y representantes acusados por defraudar a Hacienda

Cristiano Ronaldo no es el único futbolista que tiene problemas con el fisco. Messi y Mascherano fueron incluso condenados por defraudar a Hacienda. En el punto de mira han estado también Neymar, Falcao o Di María. Una larga lista de jugadores y representantes acusados de ocultar parte de sus ingresos para pagar menos impuestos.

Leo Messi también se ha sentado en el mismo banquillo. El futbolista argentino fue condenado a 21 meses de prisión y a pagar una multa de casi dos millones de euros por no tributar en España los ingresos recibidos por sus derechos de imagen.

Él y su padre fueron juzgados por defraudar más de cuatro millones a Hacienda. El jugador defendió que era su progenitor quien velaba por sus negocios.

Duro golpe también para Neymar, que cada vez parece estar más cerca del banquillo. El juez ha enviado a juicio al delantero brasileño por estafa en su fichaje y corrupción. La fiscalía le pide dos años de cárcel y una multa de 10 millones de euros.

Mendes ya compareció

También tuvo que pasar su mal trago ante un tribunal Mascherano. Fue condenado a doce meses de cárcel y a pagar una multa de 800.000 euros tras admitir haber defraudado un millón y medio de euros a Hacienda.

La Agencia Tributaria también señaló a Di María por un desfalco de más de un millón. A Falcao se le reclaman cinco millones y medio por no tributar sus ganancias derivadas de sus derechos de imagen.

Por este presunto fraude su agente ya declaró ante el juzgado; Jorge Mendes negó haber asesorado en materia fiscal a sus jugadores.

Más noticias

Los mas vistos

Economía Digital

Todo sobre finanzas, empresas, tecnología e industria

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.