CIERRE DE LA AEROLÍNEA

CIERRE DE LA AEROLÍNEA

Spanair presenta concurso de acreedores con un pasivo de 300 millones de euros

La aerolínea Spanair ha presentado a primera hora de la mañana de este lunes el concurso voluntario de acreedores con un pasivo que supera los 300 millones de euros, según fuentes judiciales.

El concurso, que ha entrado en el registro de la Ciudad Judicial, será repartido en las próximas horas a uno de los juzgados mercantiles de la ciudad, probablemente al nueve o al diez, que son los que reciben normalmente los concursos de acreedores con deudas acumuladas superiores a los cien millones de euros.

Las mismas fuentes han asegurado que la voluntad del equipo legal de Spanair, representada por el bufete de abogados Roca i Junyent, es que el concurso se declare lo antes posible para evitar que alguno de los acreedores solicite el concurso necesario, lo que dificultaría mucho el margen de maniobra en la gestión de la crisis de la aerolínea.

El principal acreedor de Spanair es la aerolínea sueca SAS, propietaria del 10% de la compañía y antiguo máximo accionista hasta el 2009, que reconoce en sus cuentas que la empresa española le adeuda 165 millones de euros.

Por otra parte, la compañía de "low-cost" Ryanair ha presentado ante el juzgado mercantil número tres de Barcelona una solicitud de demanda de medidas cautelares para evitar que Spanair pueda recibir más ayudas públicas durante el proceso de concurso de acreedores que se abre ahora, según han informado también fuentes judiciales.

La demanda, que no aporta más pruebas que recortes de periódicos, según las mismas fuentes, quedará resuelta en las próximas horas. Previsiblemente, esta petición de medidas cautelares quedará aplazada a la espera de que se llame a declarar a los responsables de Spanair.

Con esta demanda, son dos los frentes judiciales que se le abren a la aerolínea que preside Ferran Soriano y que recibió en los últimos tres años 150 millones de euros de la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona.

Tras el cese abrupto de actividad que Spanair llevó a cabo el pasado viernes día 27 a última hora de la tarde, la principal prioridad de la compañía, una vez puesto en marcha el mecanismo para buscar salida a los viajeros de la aerolínea, es iniciar el proceso de concurso de acreedores.

Más de 15.000 afectados este lunes
De los 143 vuelos programados por Spanair para este lunes, por el que 15.386 pasajeros se verán afectados, 85 corresponden al aeropuerto de Barcelona, 56 al de Barajas (Madrid) y dos a otras instalaciones aeroportuarias.

Los empleados de Spanair celebrarán este lunes asambleas en sus centros de trabajo de Barcelona, Madrid y Santiago de Compostela para analizar la situación de la compañía tras decretar el cese de actividades y decidir si emprenden movilizaciones, han informado fuentes sindicales. Mientras tanto, la compañía presenta este lunes el concurso de acreedores.

El cierre de Spanair afectará este lunes a 15.386 pasajeros que tenían billetes para viajar en los 143 vuelos programados inicialmente por la compañía en todos los aeropuertos en los que operaba. Según los datos facilitados por la aerolínea, de estos 15.386 pasajeros, un total de 8.860 corresponden al aeropuerto de El Prat de Llobregat (Barcelona), donde Spanair concentraba la mayoría de su actividad.

El presidente de Spanair, Ferran Soriano, ha afirmado que la compañía presentará este lunes concurso de acreedores.  Soriano ha explicado que el concurso se ha preparado durante este fin de semana, "a pesar de que había piezas que aún no estaban listas" y que se presentará este mismo lunes.

Spanair generará activos con la venta de los aviones, todos ellos de alquiler

"Tenemos que ser muy diligentes y hacerlo todo muy rápido", ha señalado Soriano, que ha indicado que la aerolínea conseguirá generar activos con la venta de los aviones, todos ellos de alquiler. Soriano ha asegurado que Spanair tenía preparado un "plan de emergencia" ante la posibilidad de que los accionistas, es decir, Ieasa, formada por Avançsa, Volvat 2009, Iticsa, Fira de Barcelona, Catalana d'Iniciatives y Cimalsa, dejara de invertir en la compañía.

El presidente de Spanair ha admitido que lo que precipitó el cierre de la aerolínea fue la negativa de la Generalitat a seguir invirtiendo, lo que prevaleció por encima de la retirada de Qatar Airways. "Que Qatar se retiraba se nos comunicó el viernes, pero lo más importante fue que los accionistas, la Generalitat entre ellos, decidieron no aportar más dinero, y entonces fue cuando tuvimos que tomar decisiones".

Los mas vistos

Economía Digital

Todo sobre finanzas, empresas, tecnología e industria

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.