EL PRIMER MINISTRO COMPARECERÁ ESTA TARDE

EL PRIMER MINISTRO COMPARECERÁ ESTA TARDE

Cavaco confirma al Gobierno luso pero la oposición pide elecciones

El presidente de Portugal ha garantizado que el gabinete de Passos Coelho "dispone de las condiciones para cumplir con su mandato democrático". En cambio, el Partido Socialista mantiene que "el Gobierno no está en condiciones de resolver los problemas" que acucian al país.

El jefe del Estado luso, Aníbal Cavaco Silva, ha respaldado la continuidad del actual Gobierno conservador tras el revés de la sentencia del Tribunal Constitucional que anuló varias de las medidas de austeridad del presupuesto de este año. En un breve comunicado, el presidente portugués, que precisamente sometió al tribunal los presupuestos por dudar de su legalidad, ha manifestado que el Ejecutivo "dispone de condiciones para cumplir su mandato",  rechazando así abrir una crisis de Gobierno.

Cavaco ha manifestado su empeño en que Portugal "honre los compromisos internacionales" y "sean alcanzados y preservados los consensos necesarios para salvaguarda el interés nacional".

En el otro lado, el secretario general del Partido Socialista (PS), António José Seguro, ha exigido al primer ministro de Portugal, el conservador Pedro Passos Coelho, que convoque elecciones anticipadas. En una entrevista, el líder de la oposición ha insistido en que Passos Coelho está obligado a convocar elecciones anticipadas porque "el Gobierno no está en condiciones de resolver los problemas" que acucian al país.

"Generalmente, las elecciones surgen como un problema para la democracia. Pero eso no es así. Las elecciones, sobre todo en este momento, son una solución para el grave problema de parar la grave crisis que tenemos", ha aducido Seguro.

Passos Coelho comparecerá públicamente este domingo a las 18.30 hora local, casi dos días después de que el Tribunal Constitucional invalidara los Presupuestos Generales para este año. El gabinete de Passos Coelho lo anunció al término de la reunión de urgencia que mantuvo este sábado con el presidente de Portugal después del Consejo de Ministros extraordinario celebrado tras el fallo del TC.

El Ministerio de Finanzas de Portugal estima que las arcas públicas no ingresarán este año unos 1.300 millones de euros después de que el Tribunal Constitucional anulara los subsidios al desempleo y a personas dependientes, así como el recorte de las pagas extra a funcionarios y jubilados. Sin estas medidas, según ha constatado el Ministerio de Finanzas, el déficit público de Portugal escalará hasta el 6,3 por ciento, frente al 5 por ciento acordado para este año con la 'troika'.

Tras este revés, Passos Coelho, busca sacar adelante los Presupuestos Generales con medidas alternativas. Entre otras, baraja compensar la supresión de las pagas extras a los funcionarios y a los pensionistas con la concesión de bonos de deuda portuguesa, e incluso abonar de esta forma las vacaciones pagadas.

Los mas vistos

Economía Digital

Todo sobre finanzas, empresas, tecnología e industria

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.