UTILIZA UNA SILLA DE RUEDAS MODIFICADA PARA BUCEAR

UTILIZA UNA SILLA DE RUEDAS MODIFICADA PARA BUCEAR

Una sirena en silla de ruedas

En 1996, Susan Austin sufrió un accidente que la confinó a una silla de ruedas. En ese momento, se rompieron muchos de sus sueños, pero Susan no renunció a una de sus grandes pasiones: bucear. Dentro de poco presentará un filme de la silla en un centro cultural de Londres.

Susan lleva muchos años atada a su silla de ruedas, en 1996, Susan sufrió una encefalopatía Miálgica, pero eso no le ha impedido vivir uno de sus grandes sueños, bucear bajo el mar.

Con la ayuda de una silla especial lo ha conseguido. Gracias a este invento, Susan Austin puede conocer las profundidades del mar. Junto con buzos y científicos ideó este invento y desarrollaron un prototipo que permite, a quienes no pueden mover sus miembros inferiores, sumergirse en las profundidades oceánicas y descubrir los misterios del mar.

Lo llaman Freewheeling y consiste en dar paseos subacuáticos con una silla de ruedas modificada. La silla dispone de unas alas transparentes para estabilizar y facilitar la flotación y dos hélices que permiten que se desplace con suavidad.

Este video forma parte de la campaña de sensibilización puesta en marcha en Londres de cara a los Juegos Paralímpicos. Susan está realizando diferentes demostraciones en varias partes del Reino Unido y dentro de poco presentará un filme de la silla en un centro cultural de Londres.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.