LE HA SOBREPASADO LA SITUACIÓN

La restauradora del Ecce Homo sufre un ataque de ansiedad

Cecilia Giménez, la anciana que intentó restaurar el Ecce Homo pintado en uno de los muros de la iglesia del Santuario de Misericordia de la localidad zaragozana de Borja, guarda cama por un "ataque de ansiedad".

  • La restauradora sufre un ataque de ansiedad
  • La restauradora del Ecce Homo ha sufrido un ataque de ansiedad debido a la gran repercusión que ha tenido en los últimos días.
  • Noticias, Cultura, Restauradora, Ecce Homo, Ataque de ansiedad
  • restauradora-sufre-ataque-ansiedad
Video: antena3.com

EFE  |  Zaragoza  | Actualizado el 23/08/2012 a las 15:50 horas

Cecilia Giménez, la anciana que intentó restaurar el Ecce Homo pintado en uno de los muros de la iglesia del Santuario de Misericordia de la localidad zaragozana de Borja, guarda cama por un "ataque de ansiedad".

Vecinos y allegados de la mujer han informado de que la anciana, de 81 años, se encuentra en la cama con un ataque de ansiedad desde que diera la vuelta al mundo la noticia del "destrozo" que involuntariamente provocó a una imagen de Jesús, de escaso valor artístico, pintado en uno de los muros de la iglesia.

Las fuentes han señalado que estaban tratando de que la mujer ingiriera alimentos, ya que estaba "desganada" debido a su estado de ansiedad. La vivienda de Cecilia Giménez se encuentra a escasos metros de la iglesia del Santuario de Misericordia, donde llevó a cabo "motu proprio" labores de restauración de la pintura sin disponer de los conocimientos necesarios para ello.

La mujer, en declaraciones que hizo a TVE, dijo que el cura estaba al tanto de lo que hacía, así como la mayor parte del pueblo: "todo el mundo que entraba en la iglesia me veía pintando, nunca lo hice a escondidas", dijo, y se preguntó: "¿Cómo lo voy a hacer yo sin que me lo digan?".

El Ayuntamiento de Borja no descarta la posibilidad de emprender acciones legales contra la anciana por cuya acción la pintura, muy deteriorada en sí, ha quedado "totalmente destrozada", según dijo el concejal de Cultura, Juan María Ojeda.

Ojeda señaló, no obstante, que hay que tener en cuenta muchas cuestiones, entre ellas que se trata de una obra no catalogada por lo que "el nivel de agresión es diferente", al tiempo que apuntó que la atención mediática dedicada a este asunto ha sido "desproporcionada".

Fuentes de la Diócesis de Tarazona, a la que se adscribe la parroquia de Borja, han dicho que la polémica surgida en torno a este caso se ha "extralimitado". A juicio de estas fuentes, "las cosas se han exagerado, y más si tenemos en cuenta que en cualquier pueblecito mujeres con la mejor intención retocan el dorado de un retablo sin darse cuenta de que no lo hacen bien".

El próximo lunes está previsto que un grupo de restauradores profesionales analice los daños causados a la pintura para determinar si es posible su recuperación. El Gobierno de Aragón no ha intervenido en todo este asunto ya que se trata de una obra "no catalogada" y, por tanto no es competencia del ejecutivo autonómico.

Compartir en:
  • Foto de joemoncada

    #1 joemoncada Doña Cecilia: Una auténtica eccemulier en vida. Soy Hondureño, vivo en Comayagüela, y no tenía porqué enterarme de vuestra penosa situación de extremo carácter local. Si Honduras sabe, seguramente se ha enterado toda Hispanoamérica. Aquí Yacen diversos frescos (verdaderos, sobre estuco) en diferentes localidades de mi país que datan de principios del siglo XX. Hay algunos que son antiquísimos. Muchos otros han sucumbido ante paso del tiempo, huracanes e incluso albañiles que por ignorancia demolieron las paredes que los contenían. Pero jamás adquirieron el valor histórico-artístico suficiente como para denigrar internacionalmente a una anciana. Ecce mulier que quería ayudar, pero el materialismo la condena. Pintores de hoy deberían capturar y plasmar su faz en lienzos y frescos, para dejar a la posteridad la imagen del rostro compungido y asediado por las ansias de una señora que la mayor parte de su vida no vivió para sí sino que para los demás, semejante al Cristo presentado ante Pilatos. ¡Ecce mulier! Hasta cuando nos interesaremos más por las personas y su bienestar, en vez de rendir culto a efímeras idioteces, oprobios y ridiculizaciones que lo único que ponen en evidencia es la falta de unidad, la falta de humanismo, la falta de enfoque y la consecuente incapacidad de desarrollo. Ecce mulier que comenzó a hacer lo que consideró que estaba bien. ¿Quiénes somos? ¿Hacia dónde vamos? ¿A la conservación extrema y a la extrema carencia de libertad? Ecce mulier, escándalo para "doctos", necedad para los "gentiles". Una oveja expiatoria que nos llama a la cordura y que nos recuerda la verdadera perspectiva que hemos de tener como humanidad.

    27/08/2012 a las 17:40
PUBLICIDAD
Cerrar ventana
Cerrar ventana