URUGUAY | ESTRICTA LEY ANTITABACO DEL PAÍS

URUGUAY | ESTRICTA LEY ANTITABACO DEL PAÍS

Un cigarro de Joaquín Sabina podría costarle cerca de 8.000 euros a un hotel de Montevideo

Los periodistas que acudieron a la ruedade prensa, sorprendidos, alertaron a Sabina de que estaba vulnerando la ley, a lo que contestó que había empezado a fumar porque vio un cenicero en la mesa "no quería ser descortés".

Joaquín Sabina en un hotel de Montevideo
Sabina fumando en rueda de prensa | EFE

Un cigarrillo que el cantante español Joaquín Sabina se fumó durante una rueda de prensa podría costarle al Hotel Sheraton de Montevideo una multa de 11.000 dólares, unos 7,797 euros, al haber permitido que se vulnerara la estricta ley antitabaco del país.

Uruguay prohíbe fumar en cualquier espacio público. Sabina, que se presentó en la capital uruguaya en el único concierto en el país dentro de su gira 'El Penúltimo Tren', encendió, antes de que nadie pudiera impedirlo, el cigarrillo de la discordia, que se fumó con total tranquilidad.

El Ministerio de Salud Pública de Uruguay anunció que está buscando todo el material gráfico sobre la conferencia de prensa para recomendar "una multa importante al Sheraton", informó el director del Programa Nacional de Control de Tabaco, Winston Abascal.

"El Sheraton es el responsable de que no se fume, no Sabina. El Ministerio no sanciona a los adictos", agregó el funcionario. Los periodistas uruguayos que acudieron a la conferencia de prensa, sorprendidos por el gesto de Sabina, alertaron al músico de que con su acción estaba quebrantando la legislación uruguaya. Sabina dijo entonces, medio en serio medio en broma, que él había empezado a fumar porque vio un cenicero en la mesa y "no quería ser descortés" con sus anfitriones, al tiempo que dijo desconocer que estaba violando una ley.

Aún así, y entre risas, afirmó que "no iba a tirar el pucho (cigarro) ni muerto". "En cosas como estas pienso, sin ser nada neoliberal, que no lo soy en absoluto, que el Estado interviene demasiado en las vidas de la gente", razonó el artista. Por su parte, la responsable de relaciones públicas del hotel, Anabella Jünger, apuntó al diario digital Observa que ellos pidieron a Sabina que apagara el cigarro, y él se negó.

Concierto ante un "público soñado"
Polémicas aparte, Sabina deleitó en Montevideo a sus apasionados seguidores, a quienes consideró su "público soñado" y ante quienes se quitó una "espina" que tenía atravesada desde el año pasado cuando una inoportuna "cagalera" le impidió ofrecer el concierto que esperaba.

Ataviado con sus clásicos bombín, chaqueta negra, camiseta a rayas y unos vistosos pantalones rojos, el veterano cantante andaluz desgranó en el estadio Charrúa de la capital uruguaya más de una veintena de sus mejores canciones que forman parte del repertorio de la gira 'El penúltimo tren' que realiza por América Latina.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.