UNA INVESTIGACIÓN DURANTE TRES AÑOS

UNA INVESTIGACIÓN DURANTE TRES AÑOS

Descubren la forma de vida de los reyes de Aragón con un estudio genético

Conocíamos a Alfonso I El batallador o Ramiro II El monje por retratos o libros pero ahora sabemos lo qué comían o cuánto medían gracias a un estudio genético.

El estudio de los restos ha permitido conocer los secretos de la primera dinastía de rees de Aragón. Alfonso I El Batallador tenía la fisonomía de un guerrero, robusto, atlético. Mientras que en el caso de Ramiro II, se ve que fue una persona que se dedicó a una vida religiosa, con menor desarrollo muscular, con muchos procesos artríticos y degenerativos.

Se han hecho análisis rediológicos, de ADN, fisionómicos y tras el estudio sus restos vuelven a descansar en el Claustro de San Pedro el Viejo de Huesca.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.