SE UTILIZAN ELEMENTOS QUÍMICOS COMUNES

SE UTILIZAN ELEMENTOS QUÍMICOS COMUNES

Crean un nuevo método de "tinta secreta" mediante un sensor molecular

Se trata de una versión moderna de la "tinta secreta", que representa un avance importante debido al auge de la vigilancia electrónica a nivel global. "Permite a una persona ocultar múltiples mensajes diferentes dentro de la emisión de espectros de un sensor unimolecular fluorescente" aseguran los investigadores.

Científicos han desarrollado en Israel un sensor molecular capaz de encriptar y codificar mensajes escritos a través del uso de diferentes elementos químicos comunes, según revela un estudio publicado este martes 3 de mayo por la revista británica "Nature".

La investigación, desarrollada por expertos del Departamento de Química Orgánica del Instituto de Ciencia Weizmann de Rehovot, destaca que el citado sensor actuaría como la versión moderna de la "tinta secreta", lo que ofrece un nuevo instrumento de comunicación seguro entre usuarios. Los autores destacan que su hallazgo representa un avance en este campo, el cual ha cobrado especial importancia ante el auge de la vigilancia electrónica a nivel global.

En el pasado, recuerdan los investigadores, los productos químicos han constituido la base de las llamadas "tintas secretas", pero el continuo proceso de sofisticación de los métodos de detección ha favorecido el acceso no autorizado a determinados contenidos.

El experto David Marhulies y sus colegas del Instituto Weizman creen que han solucionado este problema con el desarrollo de un sensor molecular luminoso capaz de distinguir diferentes productos químicos a través de la emisión de espectros fluorescentes.

"Este método permite a una persona ocultar múltiples mensajes diferentes dentro de la emisión de espectros de un sensor unimolecular fluorescente", detallan los investigadores en el texto. Este "sensor de mensajería de escala molecular (m-SMS, sus siglas en inglés)", señalan, pueden esconderse en un papel normal y "los mensajes pueden ser codificados y descodificados en cuestión de segundos" usando productos químicos convencionales, "incluidos aquellos que pueden comprarse en cualquier farmacia o supermercado".

A diferencia de las "tintas invisibles", este sistema "hace casi imposible" la lectura ilegal de esos mensajes, dado que están protegidos por "tres mecanismos de defensa diferentes". Estos son la estenografía, la criptografía y la utilización de contraseñas, que son usados "para ocultar, encriptar y prevenir el acceso a la información, respectivamente".

Más noticias

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.